Los usos del teléfono móvil no siempre han sido los actuales. En un principio, (casi) todos recordaremos que se utilizaban simplemente para hacer llamadas. El envío de sms fue un adelanto que vino un poco más adelante.

En la actualidad, los usos que tienen los dispositivos móviles son múltiples. Llamar a otras personas ha quedado casi en un segundo plano. Podemos hacer tanto con nuestro móvil, que se ha convertido en la navaja suiza actual. En realidad, es mucho mejor que la multiusos. La cantidad de aplicaciones existente ahora mismo hace que podamos emplear nuestro teléfono para (casi) todo.

El teléfono nace para facilitar la comunicación. Para comenzar, su primera utilidad fue poder hablar. Con el tiempo, pudimos enviar y recibir sms, así mensajes instantáneos mediante otras plataformas: whatsapp, Facebook, telegram, line… 

Algunos usos básicos en la actualidad

– Reloj. Mucha es la gente que ha prescindido del reloj de pulsera por llevar la hora en el móvil. Es más, se trata de un reloj con muchas más aplicaciones de serie: alarma, temporizador, cronómetro… Por señalar un inconveniente, la batería del móvil es más fácil que se agote, no como la pila del reloj.

– Linterna. Aunque está bien llevar una encima cuando vas de acampada, el teléfono actual la puede suplir en el día a día.

– Como cámara. Tanto de fotos como de vídeo. Llegando incluso a sustituir a las cámaras que solo tienen esa función.

– Calculadora. Para cuentas un poco complejas es mejor cerciorarse con una calculadora. El problema es que la calculadora solo sirve para realizar operaciones matemáticas. El móvil posee esta aplicación entre muchísimas otras, por lo que finalmente contamos con él en vez de una calculadora.

Otros usos actuales para el móvil

– Escuchar la radio o música. Los cascos se convierten en el complemento perfecto para esta actividad.

– Gestionar el correo electrónico. Para escribir correos largos es más engorroso hacerlo en el teléfono, casi mejor usar un ordenador. Pero para leer o enviar mensajes cortos, si podemos hacerlo desde nuestro móvil, no necesitamos otro dispositivo.

– Utilizar las redes sociales. Tanto la publicación como la revisión del contenido de nuestras amistades. Es muy cómodo interactuar desde nuestro móvil, además de que nos sirve como entretenimiento en momentos de espera.

– Como GPS. Si hay un tipo de aplicación útil es el que sirve para localizarte y para guiarte a donde quieras ir.

– Para jugar. Como puedes imaginar, los hay de todo tipo y para todos los gustos. Desde juegos en 3D como otros más sencillos de palabras o números. Mayores y menores pueden disfrutar de algún juego a su medida.

– Realizar determinados pagos. En un futuro cercano seguro que las posibilidades de pago de las distintas compras o actividades aumentarán enormemente. De cualquier forma, hoy en día ya es posible pagar en situaciones concretas.

– Aplicaciones infinitas. El listado podría no terminar nunca. Como muestra, dejamos algunos ejemplos: grabadora, realizar anotaciones, libro electrónico, ver el tiempo, navegar por webs, escáner, mando a distancia…

En este caso hablamos de la actualidad, en otra de nuestras publicaciones hablaremos de usos futuros del teléfono móvil.

//]]>